LA HISTORIA DE MARI

Volver a todas las historias

VOLVER

Revelar LA HISTORIA DE MARI

Mari tenía un hijo adulto que era jugador empedernido de póker. Durante al menos tres años ella se dedicó a sacarlo a flote, rescatándolo financiera y emocionalmente y guardando sus “secretos” para que nadie en la familia se enterase. Mari padecía estrés crónico, se sentía abrumada y desesperada ante la perspectiva de que su hijo jamás cambiaría. Se sentía culpable de que su hijo no asumiera la responsabilidad de su conducta.

Mari llamó a 1.800.JUGADOR. Ahí se enteró de lo que es la adicción al juego, las etapas que hay que atravesar para cambiar y reconoció como sus actos afectaban más a su hijo. Cambió algunas cosas en su relación interpersonal con él, dejó de guardarle secretos, encontró apoyo en la familia, dejó de sacarlo de aprietos financieros y se dedicó a tomar mejor cuidado de sí misma.

¿Tienes problemas de juego?

1.800.JUGADOR

TEXTO a ILJUEG A 53342

Contáctanos